La enuresis nocturna en la infancia

Qué es la enuresis

La enuresis es la falta o pérdida del control del esfínter vesical y la consiguiente salida involuntaria de la orina al exterior. La enuresis infantil también ha recibido otros nombres mucho más comunes como “incontinencia infantil”, “pis nocturno”, “mojar la cama”, etc.

Existen dos tipos de enuresis, la enuresis primaria que es aquella que se da cuando a parti9r de los 5 años, el niño aun no ha podido controlar la micción; y la enuresis secundaria, que es aquella que se produce cuando el niño, durante un periodo superior a 6 meses ha sido capaz de controlarlo, y de nuevo vuelve a no controlarlo. Las causas de ambas pueden ser múltiples, pero la más común es la primaria; afecta más a niños que a niñas, hay mayor probabilidad si existía el problema en los padres y solamente del 2 al 5% de las enuresis están vinculadas a factores orgánicos.

enuresis nocturna

Causas de la enuresis

El control de esfínteres es un proceso que precisa del desarrollo y maduración del Sistema Nervioso Central, pero también depende de otros factores importantes en la adquisición de este control como son el aprendizaje y el condicionamiento.

El primer momento de control de esfínteres ocurre en torno a los 15-18 meses. A esta edad el niño “no controla” el pis pero ya percibe la sensación de orinarse encima. Desde los 18 meses el niño puede anticipar la sensación de “pipí”; percibe la sensación de presión en la vejiga (mamá, tengo pipi, quiero hacer pipí). Sobre los 2 años o 2 años y medio, el niño inicia el control: acude solo al baño o con ayuda de sus padres. Este proceso se da primero de día, y algo más tarde de noche. Por lo general, el control completo de esfínteres se logra alrededor de los 3 – 4 años.

Las causas de la enuresis podemos dividirlas en dos apartados:

  1. Físicas: Inmadurez del Sistema Nervioso que le dificulta recibir la señales adecuadas de vejiga llena, debilidad de la musculatura pélvica, infecciones urinarias, “vejiga hiperactiva”, vejiga pequeña, diabetes mellitus, malformaciones físicas, alteraciones hormonales, etc.
  2. Psicológicas: estilo parental autoritario, estilo parental sobreprotector, traumas psicológicos, inadecuado entrenamiento en control de esfínteres, estrés, conducta intencionada para obtener beneficios, etc.

Consejos para los padres

–         Si tu hijo tiene 5 años o más y sigue sin controlar la orina, o bien ha vuelto a este problema después de llevar un tiempo controlándola, acude al pediatra, lo primero es descartar cualquier problema o afección física.

–         Establece unos buenos hábitos de eliminación durante el día. Pregúntale si siente necesidad de ir al baño de vez en cuando, cuando tenga sensaciones acompáñale al baño para que se habitúe, insístele sobre todo en los momento en los que esté muy distraído jugando, o viendo la tv…

–         Hay que establecer también unos buenos hábitos de sueño. No beber grandes cantidades de líquido antes de ir a la cama (el tazón de leche se puede sustituir por lácteos), ir al baño a orinar antes de ir a la cama aunque no tenga ganas o haya ido recientemente, si consigue despertarse por la noche con la sensación que os avise para ir al baño…

–         No se le debe reprochar ni ridiculizarle o compararle con hermanos u otros niños. Tampoco debemos pasarle nuestras preocupaciones por ello ni nuestro estrés.

–         No se le debe restringir por ello el que beba agua, sobre todo en épocas de calor, ya que debe estar bien hidratado.

–         No se debe volver a los pañales si ya se le habían retirado, ya que se acomodan de nuevo a la sensación de seco y no conseguimos que adquieran el control.

–         No se deben programar despertares al niño para que acuda al baño, ya que estos no tienen por qué coincidir con la necesidad de orinar, y no conseguiremos que adquiera el hábito.

–         Si el niño ya es suficientemente mayor, es adecuado que no corramos a cambiarle pijama y sábanas, podemos ir pero a ayudarle, que sea él el que participe del cambio de pijama y sábanas con nuestra ayuda.

–         Usad el refuerzo y los halagos con los pequeños logros. Como idea que yo he mismo he puesto en práctica, cuando lo consiga podéis organizarle una “fiesta del pañal” o llamándola de otra forma con sus amigos o familiares, con el fin de concederle importancia y reforzarle.

Tratamiento de la enuresis

Al igual que las causas, los tratamientos pueden ser de origen médico, psicológico o combinados. En el ámbito médico, el pediatra deberá realizar pruebas para descartar patología física y luego, una vez alcanzado el diagnóstico, aplicar el tratamiento oportuno.

En el ámbito psicológico, dependerá de la causa de la enuresis, siendo lo más utilizado las técnicas conductuales, con el fin de controlar la micción: ejercicios para mejorar la musculatura pélvica, ejercicios para mejorar la capacidad de la vejiga (entrenamiento en retención voluntaria), entrenamiento en cama seca, entrenamiento en sobreingesta de líquidos, uso del refuerzo y los premios, evitación del castigo, etc. También están los llamados métodos de alarma, como el aparato llamado pi-pi stop, que se activa cuando nota humedad y emite una alarma para despertar al niño.

pipi stop

El tratamiento y el proceso natural de aprendizaje, suelen ser molestos para los padres, por el trabajo extra que ello supone, pero es completamente necesaria la colaboración de los dos progenitores para conseguirlo. En el caso de tener que aplicar tratamientos, solo deciros que suelen ser sencillos y eficaces, siempre con excepciones, y que os animéis a ir al psicólogo infantil si tenéis problemas y el pediatra ya ha descartado la afección física como causa.

 

email
Si te ha gustado el artículo te agradeceríamos que lo compartieras en redes para que otras personas también puedan leerlo.

Este artículo fue escrito por:

- que ha escrito 40 posts on Psicología para todos/Superdotados/Psicología infantil/Depresión.

Psicólogo, Máster en Terapia de conducta y Trastornos de la personalidad, es además enfermero, con la especialidad de enfermería del trabajo y Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales con las especialidades de Ergonomía y Psicosociología Aplicada e higiene Industrial.

Contacta con el autor

Deja un comentario

¡A la venta mi nuevo libro!

Libro: ¡P@adres en alerta! Nuevas Tecnologías

davidcortejoso.com

davidcortejoso.com

Riesgos de las TIC en menores

Experto en Peligros de las TIC

Grupo Helptic

te ayudamos con las TIC

¿Quieres recibir las novedades de Psicoglobalia?

Introduce tu correo:

Páginas recomendadas

¿No encuentras lo que buscas? Prueba aquí

Búsqueda personalizada
Licencia de Creative Commons