Habilidades sociales, qué es la asertividad

Qué es la asertividad

La asertividad es una de las habilidades sociales, que tiene como objetivo ayudarnos a expresar de forma adecuada los sentimientos y los derechos personales, con la intención de mejorar nuestras relaciones volviéndolas más sinceras.

Es una de las habilidades sociales más importantes y está muy relacionada con la autoestima. El ser asertivo es más una actitud ante la vida, que implica defender tus derechos individuales, expresando tus sentimientos y opiniones de forma directa, honesta y apropiada a cada situación, pero por supuesto, sin dañar los derechos de los demás.

Pero el tener estos derechos no significa que debamos ejercerlos siempre y en cualquier situación, sino que debemos elegir cuándo ejercerlos, y hacernos responsables de ellos y de no dañar los de los demás.

Patrones de afrontamiento

Las personas tienen distintas formas de enfrentarse a las situaciones, tanto a las situaciones normales como a las problemáticas. Situaciones problemáticas donde poner en práctica la asertividad pueden ser:

–          Expresar desacuerdos.

–          Negarnos ante peticiones inadecuadas.

–          Pedir favores a otros.

–          Aceptar críticas o realizarlas.

–          Hablar en público.

–          Aceptar responsabilidades.

–          Reconocer errores.

–          Cambiar de opinión.

–          Expresar nuestro estado de ánimo y nuestros sentimientos, etc.

A grandes rasgos, podemos clasificar a las personas en tres grupos en función de su patrón de afrontamiento:

  1. Patrón agresivo: es aquel que intenta imponer su postura, en detrimento de la de los demás. Con este patrón se consiguen los objetivos personales, pero sin embargo, se generar relaciones personales tensas, sentimientos de rechazo… Son personas que suelen hablar de forma rápida, elevando la voz, usando amenazas, expresiones malsonantes, el contacto ocular y la postura corporal son de tipo “retador”, interrumpen a los demás, acusan, critican, etc.
  2. Patrón pasivo: son aquellos que evitan muchos enfrentamientos personales, pero no consiguen objetivos, se dejan manipular, deterioran su autoestima, hablan con volumen bajo, vacilan, tienen silencios, poco contacto ocular, inseguros, con sentimientos de impotencia, inferioridad, ansiedad, etc.
  3. Patrón asertivo: son aquellos que se resisten a todo lo que se percibe como injusto, y defienden lo propio con amabilidad, pero con firmeza. Mantienen buenas relaciones interpersonales, tienen buena autoestima, pero para su desgracia, vivimos en un entorno generalmente agresivo-pasivo, por lo que suelen destacar y “chocar”, y muchas veces son mirados como extraños, excéntricos…

asertividad

Consejos para favorecer la asertividad

Viendo las características anteriores de los patrones de afrontamiento, parece lógico pensar que lo adecuado usar la asertividad, pero es difícil y, si realmente queremos ser asertivos en nuestra vida, debemos hacer el proceso de forma progresiva y lentamente. Ya que si no lo hacemos así, provocaremos rechazo, inseguridad y deterioro en nuestras relaciones.

Lo ideal es que nos educaran de forma asertiva desde pequeños, pero por desgracia, no es así. ¿Qué podemos hacer para trabajar la asertividad o educar para que sean asertivos nuestros hijos?

–          Lo primero y más importante, sería eliminar nuestros prejuicios y estereotipos. Se supone que estos nos ayudan, ya que nos llevan a conclusiones de manera rápida y que en algunos casos son ciertas. Pero en otros no los son, y por esto mismo no deberíamos juzgar a nadie ni a nada basándonos en los prejuicios y en los estereotipos, ya que nos podemos llevar muchas sorpresas.

–          Debemos de escuchar activamente a los demás, no estar pensando a la vez que me hablan que es lo siguiente que le voy a contar, ya que es una cosa que solemos hacer todos. Una vez que escuchamos a las personas debemos darles un feedback o mensaje de que hemos recibido y comprendido lo que ha compartido con nosotros.

–          Para empezar a comunicarnos de forma asertiva, debemos empezar e ir progresando poco a poco. No debemos de coger el primer día e ir al jefe a decirle que no aceptas ese trabajo que te ha encomendado porque te viene mal. Hay que usar la lógica a la hora de defender tus derechos individuales o expresar las opiniones.

–          Debemos empezar por cambiar de nuestras frases los “mensajes tu” como son: no deberías, por qué haces eso,  eres tal o cual… por “mensajes yo”: no me gusta esto, no dejas que me concentre cuando haces tal, me gustaría que me ayudaras a…

–          Estaría muy bien tener un espejo delante cuando hablamos frente a otro. Así podríamos conocer un poco mejor nuestro lenguaje corporal. Debemos de expresar lo mismo con el mensaje y con el cuerpo. Hay que transmitir sinceridad y cercanía, para ello es muy bueno:

  • Sonreír.
  • Mantener los brazos abiertos en señal de receptividad, no cerrados en señal de defensa ni adelantados en señal de ataque.
  • Inclinarnos levemente hacia delante cuando estemos escuchando a otro, así indicaremos atención y respeto.
  • Mirar a los ojos cuando nos hablen o hablemos.
  • Dar un feedback de que lo hemos comprendido, con alguna expresión o asentimiento.

En un próximo artículo os hablaré de técnicas asertivas muy buenas para las situaciones en las que intentan manipularnos y queremos rechazar una propuesta o un intento de manipulación.

email
Si te ha gustado el artículo te agradeceríamos que lo compartieras en redes para que otras personas también puedan leerlo.

Este artículo fue escrito por:

- que ha escrito 164 posts on Psicología para todos/Superdotados/Psicología infantil/Depresión.

Psicólogo Sanitario, Máster en Terapia de conducta y Trastornos de la personalidad, Profesor Universitario en la Universidad Isabel I y en la Universidad Camilo José Cela, soy además enfermero, con la especialidad de enfermería del trabajo.

Contacta con el autor

Deja un comentario

¡A la venta mi nuevo libro!

Libro: ¡P@adres en alerta! Nuevas Tecnologías

davidcortejoso.com

davidcortejoso.com

Riesgos de las TIC en menores

Experto en Peligros de las TIC

Grupo Helptic

te ayudamos con las TIC

¿Quieres recibir las novedades de Psicoglobalia?

Introduce tu correo:

Páginas recomendadas

¿No encuentras lo que buscas? Prueba aquí

Búsqueda personalizada
Licencia de Creative Commons